June 28, 2022
Artículo

Higiene y Civismo

  • February 25, 2022
  • 2 min read
Higiene y Civismo
Spread the love

 33 total views,  2 views today

Por Mercedes Castillo
Pasada presidente CDP
25 de febrero, 2022

La higiene personal y en los espacios públicos (calles, avenidas, comunidades, plazas y monumentos) es primordial para garantizar la salud física y mental.

El ser humano tiene la obligación de asumir con toda responsabilidad su aseo personal todos los días y cada vez que se requiera, así como también la municipalidad tiene el deber y obligación de mantener higiénico los espacios públicos, las calles, avenidas, aceras y contenes. Solo así podremos vivir en un ambiente saludable y digno.

En el hogar los niños y niñas reciben o deberian recibir la educación cívica adecuada y oportuna, para que puedan comportarse correctamente, cuidando su aseo personal y en la casa.

La escuela, el colegio, el liceo y el politécnico son los otros espacios naturales en donde niños , adolescentes y jóvenes les son reforzados los valores cívicos. Deben contribuir a mantener limpio el lugar donde reciben el sagrado pan de la enseñanza. Eso es innegociable, de lo contrario, tendremos una generación de adultos sin compromisos con su higiene y delicadeza personal y social.

La persona debe exhibir un nivel de higiene impecable. Su cuerpo y pelo limpio y bien puesto, su ropa y calzados limpios, sus uñas deben permanecer limadas y limpias también. Eso es básico en el ser humano. Tal forma de actuar nos hace diferente a los animales.

Igualmente ocurre con nuestras calles, avenidas, comunidades, plazas, monumentos y museos deben permanecer impecables. Las alcaldías deben organizar el día y hora de recogida de basura y la frecuencia. Que nadie arroje basuras en los espacios públicos y privados. Pues constituye una falta de consideración al mismo ser humano. Al cerdo le gusta lo sucio, el fango y lodo, pero al ser humano, nos debe gustar lo limpio.

El civismo es la herramienta básica para la formación integral del individuo/a, por lo que su empleo en el hogar, en la escuela y calle no puede esperar.

Para el éxito de esa impostergable formación, los padres y maestros deben recibir charlas, cursos y talleres para capacitarlos civicamente, única manera de educar a sus hijos como ciudadanos responsables y limpios. Que así sea. Enhorabuena.

Leave a Reply

Your email address will not be published.